domingo, 24 de mayo de 2009

Yo qué sé, qué se yo...yo-yo-yo.

Fiamma está sentada en su cama con las sábanas sucias.
Fiamma se limpia las lágrimas y los mocos con la mano.
Fiamma respira "entrecortadamente".

Fiamma está triste.
Triste y enojada.
Triste y decepcionada.
Triste y angustiada.

Fiamma se siente inútil.
Fiamma se siente vacía.
Vacía y aburrida.
Vacía y sin talento.
Vacía y corriente.

Luego recuerda su vida atareada, lenta, monótona y segura.
Se pregunta porqué no puede ser "así" o "asa", o simplemente más original. No una copia de algo desastroso. Desastrosa.

Hermosa y estúpida.
No.
Inteligente y fea.
No.
Culta y odiosa.
No.
Interesante y sin talento.
No sé.

Por qué llora? Por quién llora? Alguien que le pegue por la nuca para que deje de ser tan tonta y quejumbrosa. Diganle "si si, que bonito nombre, Fiamma", y ella sonreirá como un estúpido bebe y se irá a dormir...

4 comentarios:

Amanda dijo...

Oh Fia, describe tanto este -mi- momento...

Sos lo menos copia que he conocido, y sí, Fiamma es un hermoso nombre.

Yo. ¿Quien? dijo...

Gracias Amanda que linda =). Son cosas que pienso y escribo en momentos de ofusque...en el fondo no me odio tanto. jaja

[aMa] dijo...

Claro, momentos de odio, todos tenemos :)

Definitivamente el blog: Válvula de escape, já

marielarichmond dijo...

Flama!Llama!
::Además de lindo tiene un chiva significado::